Desratización

Ratas y roedores representan no solo un riesgo sanitario evidente, sino también un riesgo económico por su condición de roedores. Cortos en los circuitos eléctricos o informáticos, deterioro de mercancías [comestibles y no comestibles], averías "inexplicables" en maquinas de producción, etc... , son riesgos que hay que sumar a la conocida transmisión de enfermedades como la salmonelosis, triquinosis, tuberculosis, rabia, etc.... El Control de roedores, como cualquier otro aspecto del Control de Plagas, debe realizarse de acuerdo a un plan preestablecido basado en le conocimiento biológico y etológico del "enemigo". Casi nunca es suficiente con "echar raticida".

Si desea más información, haga click aquí